POLAR presenta estas navidades un pulsómetro pensado para una generación urbana e inquieta

22/10/2008


Desde que POLAR lo introdujese en 1977 no se ha descubierto ningún sistema más efectivo de entreno que el control de la Frecuencia Cardíaca. Desde entonces POLAR no ha hecho más que evolucionar su sistema de la mano de los mejores deportistas del mundo y avalada por instituciones de referencia como el Olympical Medical Institute.



Como resultado de esta evolución y con la voluntad de acercar sus innovaciones a una sociedad cada vez más activa en la práctica deportiva, POLAR ha creado el FT60. Se trata de un moderno pulsometro que se adapta perfectamente a cualquier hábito de entrenamiento, motiva (al ver continuamente nuestras constantes en pantalla), establece nuevos objetivos y ayuda a alcanzar un buen ‘look' y excelente estado físico. El funcionamiento del POLAR FT60 es muy sencillo y además la información de pantalla es en castellano.



Sin duda uno de los grandes éxitos de POLAR es haber acercado la tecnología profesional al ciudadano de a pie. Así por ejemplo, con el FT60 un practicante de fitness o footing puede saber cuál es su consumo calórico, su Frecuencia Cardíaca (FC) en cada momento y sus parámetros de FC adecuados a su objetivo y a sus condiciones (edad, peso, altura, estado de forma, etc.). Un sencillo test (POLAR Fitness Testº) nos permite precisamente establecer en reposo cuál es nuestro estado de forma en cada momento.

El POLAR FT60 incluye el programa de entrenamiento inteligente POLAR Star Training que marca unos objetivos semanales adaptándose a los hábitos de entrenamiento de cada persona, permitiendo flexibilidad de entrenamiento durante la semana. Además, el POLAR FT60 es compatible con www.polarpersonaltrainer.com, una comunidad on line que permite, entre otras cosas, optimizar el rendimiento del pulsómetro y conocer sistemas de entrenamiento adecuados a las características de cada persona. El Polar FT60 además puede completarse con el sensor POLAR G1 GPS que ofrece datos de velocidad y distancia para deportes de aire libre o el sensor S1 para correr que, cómodamente colocado en la zapatilla, ofrece también datos de velocidad y distancia, además de la cadencia. Quienes deseen transferir sus datos al ordenador y así seguir su evolución o hacérselos llegar via e-mail a algún compañero, pueden disponer del POLAR FlowLink.